Todo lo que debes saber sobre el flujo vaginal

Lo primero que debemos saber es que el flujo vaginal es completamente normal, todas las mujeres lo tienen y la cantidad, color y olor varían en cada mujer y del momento del ciclo menstrual que se vive.

La función principal del flujo menstrual es mantener la vagina limpia y protegida pues a su paso arrastra células muertas, bacterias y/o microorganismos que podrían causar infecciones vaginales. Pero también tiene una participación en el acto sexual al lubricar las paredes vaginales, así como favorecer –o no– el paso de los espermatozoides.

El flujo considerado normal cambia de color y textura. A continuación te explicamos cómo va cambiando dependiendo del ciclo menstrual.

Al flujo menstrual que tenemos poco antes o después de la menstruación se le conoce como Flujo vaginal pegajoso, esto debido a que la progesterona es alta en el organismo. Su color es blanquecino claro y su textura es pastosa, y es el momento de menor fertilidad durante el mes.

Poco antes de la ovulación (desde una semana antes) comenzarás a tener un flujo vaginal cremoso que tendrá un color blanco o amarillo pálido pero sin olor. Este flujo restringe el movimiento de los espermatozoides, por ello estarás en un periodo poco fértil.

Conforme se acerque la ovulación tendrás flujo vaginal acuoso, el cual es transparente y más líquido, cuando tengas este flujo será que comienzas los días fértiles porque la textura el flujo favorecerá la llegada de los espermas al óvulo.

Finalmente, durante la ovulación tendrás un flujo vaginal muy similar a la clara de huevo, de color transparente y aunque es líquido es resistente pues podría estirarse alrededor de 2 centímetros sin romperse, cuando te llega este flujo es que estás en la etapa más fértil.

Notarás que la ovulación ha terminado cuando tu flujo comience a cambiar de transparente a ligeramente blanco y pase de líquido a ser pegajoso, y así permanecerá hasta que inicien los días del sangrado menstrual. Si notas un color diferente en tu flujo o un olor desagradable debes acudir con tu ginecólogo pues son signos de infección vaginal.

#SaludFemenina #SaludÍntima #FlujoVaginal #Vagina